ARCHIVO CDRINFO GENERAL

BUENOS AIRES: El policía de la patada intentó planear la prueba

Abrieron una nueva causa en la que investigan las primeras comunicaciones policiales. Durante 4 minutos sostuvieron telefónicamente al juzgado que habían encontrado “un óbito en la vía pública”. Apelarán la excarcelación.

El video muestra claramente lo que el primer relato policial intentó ocultar

El video muestra claramente lo que el primer relato policial intentó ocultar 

La Justicia investiga si los colegas del policía de la Ciudad Esteban Ramírez (42), procesado por matar de una patada a Jorge Martín Gómez (41) en el barrio porteño de San Cristóbal, intentaron ocultar la actuación del oficial y simular que encontraron al hombre ya muerto en la calle. De acuerdo a fuentes judiciales, no sólo comunicaron tarde el hecho sino de forma errónea con la intención de hacerlo figurar como un “óbito en la vía pública”. Por esta razón, la jueza Yamile Bernan, quien procesó a Ramírez sin prisión preventiva por “homicidio perterintencional”, ordenó la recolección de testimonios y abrió una causa paralela para que se investigue a los uniformados de la comisaría 3B porteña. El abogado de la familia de la víctima, Ignacio Trimarco, aseguró a Página|12 que apelará le decisión y pedirán la detención del oficial “por haber entorpecido el proceso y adulterado pruebas”.

La nueva causa, caratulada como “Comuna 3B Policía de la Ciudad (jefe de servicio), sobre encubrimiento e incumplimiento de los deberes de funcionario público”, fue sorteada y recayó en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional 24, a cargo del juez Alfredo Godoy.PUBLICIDAD

Según surge de las actuaciones y de un dictamen que presentó en la causa principal la fiscal Ana Yacobucci, el 20 de agosto, luego de que el uniformado pateara en el pecho y desplomara al hombre sobre la calle fracturándole el cráneo, el oficial de servicio de la Comuna 3 de la Policía de la Ciudad, hizo la primera consulta judicial tras el hecho. En esa llamada, como si los policías recién hubieran llegado al lugar y encontrado el cuerpo tirado en la calle, habló de un “óbito en la vía pública”.

“Primero se hizo la consulta a la fiscalía de turno, haciendo pasar el hecho como una causa NN, es decir con autores ignorados, cuando desde el inicio se sabía lo que había pasado y quién era el policía involucrado”, explicó luego a Télam una fuente judicial.

Tras esa primera comunicación en la que se escamotea la información, la fiscalía le ordenó a la Policía de la Ciudad informar el episodio al juzgado de turno. Sin embargo, la llamada al secretario del juzgado Criminal y Correccional 8 a cargo de Bernan, ocurrió a las 9.50, casi dos horas después de la patada mortal que posteriormente defendió la ministra de Seguridad Patricia Bullrich, quien consideró que el policía, que está libre bajo caución juratoria, “tuvo mala suerte”.

“En esa comunicación que duró cuatro minutos con veinticuatro segundos, el oficial le dijo al secretario que se trataba de un ‘óbito en la vía pública’ y recién a los cuatro minutos de charla y, luego de las preguntas del funcionario judicial, el policía admitió que había un efectivo involucrado. El secretario dio por concluida la comunicación y llamó de inmediato a Gendarmería para que asuma las actuaciones”, relató un vocero judicial.

Otro detalle que suma sospechas sobre la actuación de los compañeros de Ramírez es que, de acuerdo a la fuente judicial, en los videos incorporados al expediente se observa que tras la violenta patada que dejó tendido en la calle a Gómez, los policías abandonan el lugar y regresan a los pocos minutos. Con todas estas irregularidades, la jueza Bernan ordenó que se instruya la nueva causa, en la que este miércoles se presentará como querellante el abogado de la familia de la víctima, para que se investigue a fondo.

El letrado dijo a Página|12 que “hay muchas irregularidades en la causa. Está corroborado que se retiran del lugar, supuestamente vuelven a la comisaría, para después regresar. Y que lo quisieron hacer pasar como un ‘óbito en la vía pública’, cuando es claro que hubo una circunstancia y una patada que existió. No iban caminando y se encontraron con una persona muerta. Estas irregularidades están relatadas en el expediente por el propio Ramírez, Luna y el policía motorizado que interviene”.

Trimarco confirmó que “después de cuatro minutos de conversación con el juzgado le confiesan que hubo un altercado con personal policial. Durante cuatro minutos le estuvieron mintiendo a la jueza”, remarcó.

“Vamos a pedir que se investigue al personal policial y al de Gendarmería porque se alteraron pruebas en la causa”, adelantó el letrado. Y explicó que entre las circunstancias más llamativas, que no pasó desapercibida a la jueza, cuando el oficial se presenta “ante su señoría, esta le pregunta qué hacia en zapatillas, porque se había cambiado los borceguíes con los que había pataeado a Gómez. Y él le responde que su hermano le había llevado ropa para cambiarse”.

“Es un hecho gravísimo porque en esas circunstancias una persona detenida no puede cambiarse, ni bañarse, ni lavarse las manos, y tiene que estar incomunicada para no alterar las pruebas. Su defensa los aportó (los borceguíes) al día siguiente, pero ya no sabemos si son los mismos, y si los que usó tenían algún tipo de refuerzo. Esto va a tener repercusión en el personal de Gendarmería que le permitió cambiarse”.

Además, explicó que hay otras irregularidades que tienen que ver con la recolección de pruebas en la escena del hecho. “Todos han visto en el video que se viralizó que uno de los policías patea algo de la mano de Gómez que está tirado en la calle, supuestamente el cuchillo tramontina. Eso que patean queda al lado del cordón, pero después aparece junto a la cortina de un local sobre la línea municipal. y otro dato relevante es que cuando llega Gendarmería, la oficial Luna saca de su bolsillo y entrega un destornillador y un gancho metálico. Técnicamente no se puede tocar nada, y de vuelta, no sabemos quién tenía esos elementos ni de dónde salieron”.

Por Nicolás Romero

CDR

CDR Bolivia al aire, es un medio independiente, de interés periodístico social, cultural y de actualidad, cuyos pilares indispensables son el compromiso con los ciudadanos, la cultura y los derechos humanos. Con una amplitud de voces CDR Bolivia al aire, cuenta con propuestas en su labor que reflejan la diversidad, pluralidad, actualidad y responsabilidad, siendo un lazo entre los actores sociales que se integran a través de las actividades sociales y culturales

Related Articles

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notificación de
Close